+ INTIMORedandrose

QUIERETE MUCHO

11 mayo, 2016 1 comentario
tumblr_m7kqkwp1T41r4hr7xo1_500

Hoy quiero compartir contigo un post especial y diferente, mostrarte también mi lado más íntimo. Una reflexión que llamaría, ¡BASTA YA! Y es que me da qué pensar, cuando doy talleres de autoestima, escuchar ciertos testimonios, ciertas frases y comentarios. Me da pena pensar cosas que hasta yo pienso a veces, o escucho en la boca de alguna amiga, hermana, compañera…

Como sabes, me gusta cuidar mi imagen, pero sin olvidar cuidar lo de dentro. También necesita mimos, cuidados y tips específicos. Y aunque la gente que tacha de superficial a cualquiera que se cuide, no esta reñido cuidarse por fuera y seguir creciendo por dentro.

De hecho a la hora de trabajar, me es imposible separar mi parte de Personal Shopper con mi formación social y creo que es una combinación importante para trabajar con personas que quieren verse y sentirse mejor.

En este mundo que vivimos nos centramos continuamente en lo externo, olvidando lo realmente importante, el querernos y cuidarnos desde el interior. Tenemos tantas distracciones absurdas que se llevan la mayor parte de nuestro tiempo que nos desgastamos con cosas sin importancia. (“vaya, he cogido atasco”, “esta lloviendo justo hoy que voy a la peluquería”, “se me ha olvidado comprar champú”, “he peleado con mi pareja porque siempre tarda mucho en la ducha”…)

No solo tenemos que cuidar nuestro crecimiento personal, nuestra mente, nuestro interior, también nuestra autoestima. Nos sometemos a cánones, comparaciones, juicios… nada sano, ni puro, ni real. Si olvidáramos todo, todo lo aprendido y metido a la fuerza en nuestras cabezas, en nuestra memoria, nos miraríamos al espejo orgullosos. Orgullosos de ser quien somos sin más, no pediríamos más, ni sobraría nada, agradeceríamos lo que hay, cada peca, cada pelo, cada arruga… todo es parte de nosotros, de nuestra vida y nuestra experiencia.

Piénsalo, nos hablamos peor que a nadie. Hablamos con cariño a un amigo cuando esta mal o triste, ¿Por qué entonces nos hablamos como si nos odiáramos a nosotros mismos cuando tenemos un mal día o nos miramos al espejo? ¿Por qué no nos permitimos ni un día, ni un momento de “debilidad”? ¿Por qué se han empeñado en hacernos creer que hay que ser fuertes a toda costa y que llorar o tener un mal día es antónimo de ello?

Concedemos cosas a otros y no a nosotros mismos. Y hoy, quiero que seas egoista (en el aspecto positivo de la palabra, que lo tiene), que pienses solo en ti. Como dice Jorge Bucay, en el crecimiento para llegar a ser personas, debemos saber concedernos estas 5 libertades, libertades que te invito a repetir de vez en cuando frente al espejo:

  1. Me concedo a mi misma el permiso de estar y de ser quien soy, en lugar de creer que debo esperar que otro determine dónde debería de estar o cómo debería ser.
  2. Me concedo a mi misma el permiso a sentir lo que siento en vez de sentir lo que otros sentirían en mi lugar.
  3. Me concedo a mi misma el permiso de pensar lo que pienso, y también el derecho de decirlo, si quiero o de callármelo si es que así me conviene.
  4. Me concedo a mi misma el permiso de correr los riesgos que yo decida correr con la única condición de aceptar pagar yo misma los precios de esos riesgos.
  5. Me concedo a mi misma el permiso de buscar lo que yo creo que necesito del mundo, en lugar de esperar que alguien más me de el permiso para obtenerlo.

Con todo ello, conseguiremos ser auténticos, dejar de ser la persona que quiere mi madre, la que quiere mi jefe, la que quieren mis amigos, la de la revista… simplemente concederme la libertad de ser esta que soy.

Permitiéndonos ser quienes somos, queriéndonos realmente sabiendo quienes somos, ser leales a nosotros mismos sin perdernos en el camino, empezará a gustarnos lo que vemos en el espejo.

Como Personal Shopper pienso que no solo se trata de saber vestir, saber combinar las prendas o saber qué es lo que más te favorece. Debes conocer quien eres, solo así encontrarás tu verdadero estilo. Sacarte el máximo partido es una cuestión que sale de dentro, se transmite y se contagia. Como ya he dicho muchas veces, la actitud es tu mejor prenda.

Por eso hoy… quiérete mucho…

Podría interesarte...

1 comentario

Patricia Cossío Obradó 11 mayo, 2016 at 11:32

Chapeau!!!! Me encantan estos posts. Una visión innovadora dentro de este mundo que parece tan superficial. Estás demostrando que hay muchas formas de ver el mundo de la imagen personal y la estética, y son formas que nos ayudan por dentro también. Enhorabuena!!

Contestar

Deja un comentario

11 + 4 =

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

CERRAR